miércoles, agosto 22, 2007

Nada en menos de 10 minutos

Estaba pensando en algo que pudiera escribir rápidamente en alrededor de 10 minutos, pero mientras más pensaba y pensaba, me daba cuenta de que, además de que pasaban los minutos y yo no escribía ni una sola palabra, realmente no hay nada que se pueda solucionar en el transcurso de 10 minutos. Mi novio se las arregla siempre en menos de 30 segundos, pensarán muchas muchachas al leer lo anterior, pero bueno, no me refería a eso, ni tampoco creo que sea una solución para la calentura de la pobre novia, claro ejemplo que nada se soluciona en 10 minutos... ó 30 segundos. No voy a entrar, de todas formas en el territorio de las técnicas amatorias, ni en la cronometración de ellas, hay tantas variables, tan asombrosas todas ellas, que no vale la pena siquiera asomarse al tema.
Decía que planeaba escribir algo en más o menos 10 minutos y no había nada que se me ocurriera para escribir. Bueno, pensé yo, escribo una carta a la mujer que amo, hago algo de tiempo en divagaciones poéticas de amor y quizás en el ínterin, entre metáfora y metáfora se me ocurre algo. Pasé, entonces, mirando estrellas, besando tierra de féminos pies, esquilando ensoñaciones, desollando cavilaciones y nada encontré, más que la certeza de que estoy algo tocado, manoseado, diría yo, por la incoherencia. Y enamorado, por supuesto. Pero nada de nada se me ocurría para escribir, así que no escribí nada, no solucioné nada, destruí la carta que había escrito y me puse a ver la tele. Claro que todo eso me llevó más de 10 minutos.

3 comentarios:

Beautty Butterfly dijo...

Al final, no importa que no hayas escrito nada, ni mucho menos importa si te llevaste más de diez minutos.

Lo que realmente importa es que:

1. Descubriste cómo hacer de un monólogo interno un buen post.

2. La inspiración no llega, ni se piensa; se desborda a cada instante sin necesidad de ponerle limitantes.

3. Tenés la alegría más grande que cualquiera puede tener: El amor.

4. Publicaste algo digno de leer que me alegró el día, y

5. Descubrí que, no sólo los hombres que han sido mis novios, son los únicos se tardan más de diez minutos en arreglárselas...

...escribiendo...(No pensés mal)
Jajaja...


Me gustó el post.
Haber cuando te volvés a cruzar por el blog de esta mariposa.

Saludos.

Betzabel dijo...

Mis respetos por su impecbale monologo.
saludos

Facundo Ezequiel dijo...

Muchas gracias a todos. Por lo visto a alguien se le ocurrió hacer un comentario halagador y desde entonces se han contagiado. Manténganse objetivos... o no, mejor no. Miéntanme y díganme lo bien que escribo.
Últimamente sé que no estuve escribiendo demasiado, o al menos no he publicado en el blog lo suficiente, pero tengo cuentos en el freezer y otros de lenta gestación que quizás emerjan pronto. O no. El asunto es que hay cuentos y cosas y que en el momento menos esperado van a aparecer. Si les gusta bien y si no, bueno, hay mejores blogs y mejores escritores. Demasiados quizás. Se me desvirtuó el asunto. Me duele la cabeza. Tal vez me explote el cerebro. Ya veremos. Mejor suerte a ustedes. Larga vida.